Introduce tu búsqueda

  • [8][Portada][slider3top]

    Las 10 mejores películas de Fritz Lang

    Perversidad

    Perversidad, Scarlet Street, 1945.

    Sé que hay personas a las que les encanta hacer listas: las mejores películas de la historia del cine, las peores, las películas de ciencia ficción que debes ver, las mejores de tal o cual director, la de la compra, le de cómo reconquistar a tu cansada pareja… A mí no. Hacerlas, digo. Si son de cine, leerlas, utilizarlas como guía de recomendaciones o para descubrir alguna película, me encanta. Al fin y al cabo, no es otro su objetivo por lo general. Al menos, este es el que yo me marqué cuando nuestro malvado director me encargó que realizara una selección que destacara las diez mejores películas de Fritz Lang. ¡Solo diez!, fue lo primero que pensé. ¡No puedo elegir solo diez! Pero como soy tont… estoooo… como soy buena persona, pues me puse a ello. Había títulos que estaban claros, su inclusión no ofrecía dudas ni discusión, pero según crecía la lista había que empezar a pensar en dejar fuera algunos. Así que revisé aquellos entre los que no me decidía. Y al final aquí está: la lista con las diez mejores películas de Fritz Lang. De seguro echaréis en falta más de una. ¡Yo mismo echo en falta más de una! Pero en eso consiste también el juego. Por encima de todo, ver las películas de este autor prodigioso es lo importante. Lo demás, esta lista mismo, son solo demostraciones de amor que morirán arrastradas por el viento del mar internáutico.

    Las tres luces

    LAS TRES LUCES

    Der müde Tod, 1921.

    El director austríaco Fritz Lang rodaría su primera obra maestra en Alemania en el año 1921. Aunque el título español tiene una clara referencia a la trama, el original alemán es mucho más evocador: La muerte cansada. Y es que la muerte, agotada de su trabajo, decide abandonarlo. Pero su designio fatal le impide cumplir con su deseo. Estructurada en episodios, en todos ellos se lucha por demostrar que el amor siempre es más fuerte que la muerte. Entremezclando a la perfección el cine de aventuras, la fantasía más onírica y la ensoñación más lúgubre, Lang alcanza la poesía con una sencillez que todavía hoy conmueve. Años después el gran Mitchell Leisen rodaría otra película genial, La muerte de vacaciones (Death Takes a Holiday, 1934), con la misma idea de partida.

    Ficha técnica
    Alemania, 1921. Productora: Decla-Bioscop AG. Productor: Erich Pommer. Guion: Thea von Harbou y Fritz Lang. Fotografía: Erich Nilzschmann, Hermann Saalfrank, Fritz Arno Wagner, Bruno Mondi y Bruno Timm. Dirección artística: Robert Herlth, Walter Röhrig y Hermann Warm. Montaje: Fritz Lang. Intérpretes: Lil Dagover, Walter Janssen, Bernhard Goetzke, Rudolf Klein-Rogge, Hans Sternberg, Karl Rückert, Max Adalbert.

    Metrópolis

    METRÓPOLIS

    Metropolis, 1927.

    Aunque aún se discute lo endeble de su guion, lo cierto es que Metrópolis será por siempre una película poderosa y sublime. Sus imágenes son iconos de un futuro soñado que también nos muestran la pesadilla a la que podemos estar abocados. Película de éxito arrollador en su estreno, no hay que buscar demasiado para demostrar su influencia incuestionable en (casi) todo el cine de ciencia ficción posterior.

    Ficha técnica
    Alemania, 1927. Productora: Universum Film (UFA). Productor: Erich Pommer. Guion: Thea von Harbou y Fritz Lang. Fotografía: Karl Freund, Günther Rittau y Walter Ruttmann. Dirección artística: Otto Hunte, Erich Kettelhut y Karl Vollbrecht. Efectos especiales: Eugen Schüfftan. Intérpretes: Brigitte Helm, Rudolf Klein-Rogge, Alfred Abel, Gustav FrOlich, Fritz Rasp, Theodor Loos, Erwin Biswanger.

    Los espías (Spione, Fritz Lang, 1928)

    LOS ESPÍAS

    Spione, 1928.

    Supone el retorno de Fritz Lang al relato de aventuras más folletinesco muy influido por el gran Louis Feuillade. Acción sin descanso y un dominio del encuadre y la construcción de la secuencia prodigiosos. Su depuración alcanza por momentos la abstracción sin renunciar jamás al entretenimiento. Lang hasta se permite una broma mayúscula: en una de las escenas de la película vemos una calle empapelada con diferentes carteles de su filme anterior, Metrópolis. [Comentario de Los espías, 1928]

    Ficha técnica
    Alemania, 1928. Productoras: Fritz Lang – Film y Universum Film (UFA). Productor: Erich Pommer. Guion: Thea von Harbou y Fritz Lang. Fotografía: Fritz Arno Wagner. Dirección artística: Otto Hunte y Karl Vollbrecht. Decorados: Edgar G. Ulmer. Intérpretes: Rudolf Klein-Rogge, Gerda Maurus, Willy Fritsch, Lien Deyers, Louis Ralph, Craighall Sherry, Paul Hörbiger, Hertha von Walther, Lupu Pick, Fritz Rasp.

    M, el vampiro de Dusseldorf

    M, EL VAMPIRO DE DÜSSELDORF

    M, 1931.

    La entrada de Lang en el cine sonoro no pudo ser más impactante: con un dominio y uso del sonido sobrecogedores, experimentando con los silencios, las voces y los ruidos, compuso una sinfonía en la que todos los elementos puestos a su disposición alcanzan la perfección. Es la película de la que Fritz Lang siempre se sintió más orgulloso. Jamás olvidaremos a Peter Lorre anunciado su siniestra aparición silbando la melodía de Peer Gynt.

    Ficha técnica
    Alemania, 1931. Productora: Nero-Film AG. Productor: Seymour Nebenzal.Guion: Thea von harbou y Fritz Lang. Fotografía: Fritz Arno Wagner. Dirección artística: Emil Hasler y Karl Vollbrecht. Intérpretes: Peter Lorre, Gerhard Bienert, Otto Wernicke, Theodor Loos, Ellen Widmann, Inge Langut, Theo Lingen, Gustaf Gründgens, Friedrich Gnaβ.

    El testamento del Dr. Mabuse

    EL TESTAMENTO DEL DR. MABUSE

    Das testament des Dr. Mabuse, 1933.

    Recuperando por encargo al genio del mal de su magnífica El doctor Mabuse (Dr. Mabuse, 1922), Fritz Lang creó un filme que entremezcla el realismo que anticipa las películas de género negro que dirigiría en Estados Unidos con toda la imaginería fantástica y espectral propia de su período alemán. Prohibida en Alemania por su metafórica carga anti nazi, Lang abandonó el país dejando atrás a su ex esposa Thea von Harbou y la invitación del ministro de propaganda nazi Joseph Goebbels para convertirse en el director del nuevo régimen. Tras una breve estadía en Francia, donde rodaría la no muy brillante Lilliom (1934), Lang desembarca en Estados Unidos. Allí daría comienzo la segunda parte de una obra que aún ofrecería un buen puñado de obras maestras.

    Ficha técnica
    Alemania, 1933. Productora: Nero-Film AG. Productores: Fritz Lang y Seymour Nebenzal. Guion: Thea von Harbou y Fritz Lang, inspirado en una novela de Norbert Jacques. Fotografía: Károly Vass y Fritz Arno Wagner. Música: Hans Erdmann y Walter Sieber. Dirección artística: Emil Hasler y Karl Vollbrecht. Intérpretes: Rudolf Klein-Rogge, Gustav Diesel, Rudolf Schündler, Oskar Höcker, Theo Lingen, Camilla Spira, Paul Henckels, Otto Wernicke, Theodor Loos, Hadrian Maria Netto, Paul Bernd.

    Los verdugos también mueren

    LOS VERDUGOS TAMBIÉN MUEREN

    Hangmen Also Die!, 1943.

    La primera película que dirigió Fritz Lang en los Estados Unidos, Furia (Fury, 1936), supuso un gran éxito de público y crítica, pero eso no le sirvió para afianzar su carrera en su nuevo hogar. Toda su obra posterior se movió entre las producciones independientes, los encargos y los films de bajo presupuesto. Eso no impidió que siguiera creando soberbias obras maestras, pero jamás gozó del poder de decisión que sí tuvo en Alemania. De las cuatro películas anti nazis que Lang rodara en esta segunda etapa de su carrera, El hombre atrapado (Man Hunt, 1941), El ministerio del miedo (Ministry of Fear, 1941) y Clandestino y caballero (Cloak and Dagger, 1946), Los verdugos también mueren quizá sea la de mensaje más virulento y eficaz gracias al guion de John Wexley basado en el argumento escrito por Bertolt Brecht y Fritz Lang, aunque este siempre afirmaría que fue Brecht quien en realidad escribió casi todo. Con una planificación milimétrica, una puesta en escena sobria y realista y un reparto coral, esta quizá sea la más alemana de sus películas americanas, recordando en muchos momentos a la gran M, el vampiro de Düsseldorf. La resistencia del pueblo checoslovaco al horror nazi jamás tuvo mejores valedores en el cine. Brecht y Lang retratan a los nazis tan grotescos como terroríficos en una mezcla que resulta estremecedora.

    Ficha técnica
    Estados Unidos, 1943. Productora: Arnold Pressgurger Films. Productores: Arnold Pressburger y Fritz Lang. Guion: John Wexley, según el argumento de Bertolt Brecht y Fritz Lang. Fotografía: James Wong Howe. Música: Hanns Eisler. Dirección artística: William S. Darling. Montaje: Gene Fowler Jr. Intérpretes: Anna Lee, Brian Donlevy, Walter Brennan, Hans Heinrich von Twardowski, Nana Bryant, William Roy, Margaret Wycherly, Dennis O’Keefe, Gene Lockhart, Tonio Selwart, Alexander Granach, Jonathan Hale, Lionel Stander, Dwight Frye, Charles Middleton.

    Perversidad

    PERVERSIDAD

    Scarlet Street, 1945.

    El cine negro se torna más oscuro que nunca en esta película que roza casi lo tenebroso en su retrato de la caída de un hombre común en las garras de una impía prostituta y su despiadado chulo. De tono onírico y surreal, no deja a un lado momentos de un verismo casi atroz en su crueldad. El desgraciado protagonista tiene como único hobby la pintura. Inolvidable será la escena en que utilizará sus dotes para pintar las uñas de los pies de su amada dominatrix.

    Ficha técnica
    Estados Unidos, 1945. Productora: Diana Production Company. Productor: Fritz Lang. Guion: Dudley Nichols, basado en la novela y la obra de teatro de Georges de la Fouchardière y André Mouézy-Éon. Fotografía: Milton R. Krasner. Fotografía efectos especiales: John P. Fulton. Música: Hans J. Salter. Dirección artística: Alexander Golitzen. Intérpretes: Edward G. Robinson, Joan Bennett, Dan Duryea, Margaret Lindsay, Rosalind Ivan, Jess Barker, Charles Kemper, Samuel S. Hinds, Vladimir Sokoloff.

    Los sobornados

    LOS SOBORNADOS

    The Big Heat, 1953.

    Otra obra maestra de Fritz Lang que supone una de las mejores películas de género negro de la historia del cine. Soberbio y desesperado relato de un hombre que en su lucha por hacer prevalecer la verdad y la justicia lo pierde todo salvo la honestidad. Inolvidables en sus papeles resultan Glenn Ford en su furia siempre contenida, Gloria Grahame derramando sus lágrimas de dolor con su rostro semioculto por los vendajes que lo cubren y un rabioso Lee Marvin tan cobarde como cruel.

    Ficha técnica
    Estados Unidos, 1953. Productora: Columbia Pictures Corporation. Productor: Robert Arthur. Guion: Sydney Boehm, basado en el serial periodístico por entregas de William P. McGivern. Fotografía: Charles Lang. Música: Henry Vars. Dirección musical: Mischa Bakaleinikoff. Dirección artística: Robert Peterson. Montaje: Charles Nelson. Intérpretes: Glenn Ford, Gloria Grahame, Jocelyn Brando, Alexander Scourby, Lee Marvin, Jeanette Nolan, Peter Whitney, Willis Bouchey, Robert Burton, Carolyn Jones.

    Moonfleet

    LOS CONTRABANDISTAS DE MOONFLEET

    Moonfleet, 1955.

    Hermosa película de aventuras de hálito romántico y pulsión ensoñadora. Piratas, tesoros escondidos, tumbas abandonadas, cuevas ocultas y el relato de aprendizaje de un niño y un adulto que verán unidas sus vidas por avatares del azar. Primera vez que Lang rodó en formato panorámico y toda una lección de cómo utilizarlo con sus composiciones de planos en horizontal. Pero por encima de su, como siempre, férrea construcción visual, tenemos la apasionante historia de una amistad enmarcada en el mejor de los escenarios posibles. Recomiendo de corazón la lectura de la novela de John Meade Falkner en la que se inspira este maravilloso film: Los contrabandistas de Moonfleet, también publicada bajo el título El diamante (Moonfleet, 1898). Una de las mejores novelas, de aventuras o no, que yo haya leído jamás.

    Ficha técnica
    Estados Unidos, 1955. Productora: Metro-Goldwyn-Mayer (MGM). Productor: John Houseman. Guion: Jan Lustigg y Margaret Fitts, basada en la novela de J. Meade Falkner. Fotografía: Robert H. Planck. Música: Miklós Rózsa. Dirección artística: Cedric Gibbons y Hans Peters. Montaje: Albert Akst. Intérpretes: Stewart Granger, George Sanders, Joan Greenwood, Viveca Linfords, Jon Whiteley, Liliane Montevecchi, Melville Cooper, Sean McClory, Alan Napier, John Hoyt, Jack Elam.

    El tigre de Esnapur

    EL TIGRE DE ESNAPUR / LA TUMBA INDIA

    Der Tiger von Eschnapur / Das Indische Grabmal, 1959.

    Al final de su carrera Fritz Lang regresó a Alemania. Esta vuelta no fue solo física: tomó forma en su obra en un retorno a las temáticas con las que se había iniciado en el mundo del cine. Un relato de aventuras en dos partes en este caso, como ya hiciera con Las Arañas (Die Spinnen, 1919-1920) y El doctor Mabuse (Dr. Mabuse, 1922), dejando para su último film la recuperación del genio del mal en Los crímenes del doctor Mabuse (Die Tausend Augen des Dr. Mabuse, 1960). En El tigre de Esnapur y La tumba india Lang se enfrenta a un tipo de películas que funden la aventura más dislocada con la fantasía más extravagante siguiendo la moda que entonces imperaba entre las productoras cinematográficas del país germano, pero aportando su visión única: frialdad expositiva para provocar emociones intensas, puesta en escena donde prevalecen las composiciones geométricas y una representación casi naif del devenir folletinesco de sus personajes. Un dislate intentar verlas por separado pues la primera termina con un continuará propio de la literatura popular de la cual bebe, ambas resultan una experiencia maravillosa, un viaje alucinado fruto de una imaginación desatada que no obvia notas de oscuridad terrorífica plena de sentido dramático (las escenas en los subterráneos). Imposible a su vez olvidar a la fascinante Debra Paget bailando incandescente ante un altar de dioses de cartón piedra.

    Ficha técnica
    Alemania, Francia, Italia, 1959. Productora: Central Cinema Company Film (CCC), Rizzoli Film, Regina Production y Critérion Film. Productor: Artur Brauner. Guion: Fritz Lang y Werner Jörg Lüddecke, basado en el guion original de Fritz Lang y Thea von Harbou, según la novela de Thea von Harbou. Fotografía: Richard Angst. Música: Michel Michelet y Gerhard Becker. Dirección artística: Helmut Nentwig y Willy Schatz. Montaje: Walter Wischniewsky. Intérpretes: Debra Paget, Paul Hubschmid, Walter Reyer, Claus Holm, Luciana Paluzzi, Valéry Inkijinoff, Sabine Bethmann. Angela Portaluri, René Deltgen, Guido Celano, Jochen Brockmann, Richard Lauffen, Jochen Blume.
    Publicidad

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Inéditas

    Panorama

    Clásicos