Introduce tu búsqueda

Totem
FICX Imatge Permanent
  • Cine Alemán Siglo XXI
    [8][Portada][slider3top]

    CRÍTICA | HABEMUS PAPAM

    Habemus Papam
    LOS PAPAS DEBEN ESTAR LOCOS
    crítica de Habemus Papam | Nanni Moretti, 2011

         La actualidad manda y, ante la sorpresiva dimisión de Joseph Ratzinger (Benedicto XVI) como jefe supremo de la Iglesia católica y el reciente nombramiento del nuevo Papa Francisco I, me parece un buen momento para recuperar esta película italiana de Nanni Moretti, vista en Cannes 2011 y ganadora de 3 Premios David di Donatello, de un total de 15 nominaciones. El personal director (e intérprete) de la Caro Diario Diario (1993), Abril (1998) y La habitación del hijo (2001) –su obra maestra, un drama desgarrador sobre la pérdida de un hijo–, filma una comedia bastante menor en su filmografía, una sátira que comienza con la fumata blanca que indica que un nuevo Papa ha sido recién elegido en el Cónclave por los cardenales para representar a la Iglesia, tras la muerte de Juan Pablo II. El problema surgirá cuando el pobre hombre sufra un ataque de pánico ante tal responsabilidad, que hará que se niegue a salir al balcón para saludar a los miles de fieles que esperan en la Plaza de San Pedro. Los cardenales, desconcertados y superados por la anómala situación, recurrirán a los servicios del mejor psicoanalista del país para que ayude a Melville, que así se llama el aterrorizado nuevo Papa. Mientras dure esta recuperación de su crisis de ansiedad (y de fe), cardenales y doctor deberán permanecer encerrados entre las cuatro paredes de la Basílica, incomunicados con un mundo exterior que no se explica la falta de noticias sobre su nuevo jefe de la Iglesia.

    El veterano Michel Piccoli –inolvidable protagonista de obras como La gran comilona (1973) o Tamaño natural (1973) –está estupendo en el papel principal, el del Papa a la fuga, trabajo por el que ganó un merecido David di Donatello, mientras que, como es habitual, Nanni Moretti se reserva un papel importante, el del profesor Brezzi, el psiquiatra ateo que intentará devolverle la cordura a tan importante personalidad. Pese a bastantes momentos de innegable gracia –el mayordomo paseándose día y noche tras las cortinas, para que todos crean que el Papa continúa recluído en su habitación; el campeonato de voleibol que Brezzi organiza, formando equipos intercontinentales entre los ancianos cardenales (con una reducida plantilla de tres jugadores representando a Oceanía) –, la ambigüedad del discurso de Moretti hizo que su obra no fuese demasiado bien comprendida por gran parte de la crítica. Ciertamente, no queda claro si pretende realizar una irónica crítica a la institución de la Iglesia y su juego de apariencias, mostrando a unos cardenales caprichosos e infantiloides, ya que lo que finalmente logra es que resulten más cercanos y amables que la imagen que tenemos en realidad de ellos. El filme, por tocar un tema tan controvertido como la religión, podría haber sido mucho más incisivo e irreverente. Cuenta con una primera mitad notablemente entretenida, pero desde el momento en que Melville se convierte en un fugitivo por las calles de Roma, recordando su antigua vocación de actor junto a un grupo teatral, la historia muestra serios síntomas de fatiga. Da la sensación de que la anécdota no diera suficiente para 100 minutos de metraje. Bien es cierto que, por momentos, su humor festivo recuerda al de nuestro gran Luis García Berlanga, aunque sin las alcanzar las cotas de negrura de sus películas –tampoco Moretti es tan buen guionista como Rafael Azcona–, con algunos personajes secundarios muy divertidos (especialmente el competitivo cardenal Pescardona). Sin duda, estamos ante la comedia más accesible y liviana de la filmografía de Moretti, de la que se esperaba una mayor mala baba, ya que los envenenados dardos contra el Vaticano brillan por su ausencia. Pese a ciertos problemas para mantener el buen ritmo de su primera mitad y la desigual eficacia de sus chistes, Habemus Papam (2011) puede considerarse una simpática oferta, más fabricada para provocar la sonrisa cómplice de su audiencia, que para arrancar sonoras carcajadas. ★★★★★

    José Antonio Martín.
    crítico de cine.

    Habemus Papam
    Italia-Francia. 2011. Título original: Habemus Papam. Director: Nanni Moretti. Guión: Nanni Moretti, Francesco Piccolo, Federica Pontremoli. Productora: Sacher Film/Le Pacte/Fandango. Localización: Roma. Fotografía: Alessandro Pesci. Fotografía: Franco Piersanti. Montaje: Esmeralda Calabria. Intérpretes: Michel Piccoli, Nanni Moretti, Margherita Buy, Jerzy Stuhr, Renato Scarpa, Roberto Nobile, Franco Graziosi, Massimo Dobrovic, Leonardo Della Bianca.

    Habemus Papam poster
    El perdón Fantasías de un escritor Memoria Clara Sola
    Alemania

    Estrenos

    Alemania

    Streaming

    Ti Mangio
    De humanis El colibrí
    El deshielo

    Inéditas

    Rizoma