Introduce tu búsqueda

  • In sanguis veritas.
    The neon demon, de Nicolas Winding Refn.

    ¿Cuántos poetas se necesitan para elogiar a una ciudad?
    Paterson, de Jim Jarmusch.

    El castigo de Hedoné.
    La doncella, de Park Chan-wook.

    Especial Oscar Race 2017.

    Epicedio appassionato.
    Solo el fin del mundo, de Xavier Dolan.

    Crítica: Queen Sugar (OWN)

    Queen Sugar

    Una familia unida ante la tragedia

    crítica del episodio piloto de Queen Sugar.

    OWN | EEUU, 2016. Directora y guionista: Ava DuVernay, basada en la novela de Natalie Baszile. Reparto: Rutina Wesley, Dawn-Lyen Gardner, Kofi Siriboe, Tina Lifford, Omar J. Dorsey, Dondre Whitfield, Timon Kyle Durrett, Bianca Lawson, Nicholas L. Ashe, Greg Vaughan, Ethan Hutchison, Glynn Turman. Fotografía: Antonio Calvache. Música: Meshell Ndegeocello.

    Nada de lo que cuentan estos 60 minutos de Queen Sugar es novedoso o rompedor. Hemos visto a personajes así en interacciones otras veces. Relaciones familiares, fraternales, sentimentales de similar temple. Lo que distingue a esta serie, o al menos lo que hace que a uno le apetezca quedarse para la siguiente entrega, es lo emotivo que se siente todo. Es difícil transmitir sentimientos en pantalla, una sensación real de emociones entre personajes que no parezcan directrices a un reparto entregado a la causa. Pero la nominada al Globo de Oro Ava DuVernay y su equipo lo consiguen en este notable episodio piloto. Hay una lograda autenticidad en Queen Sugar, ya sea porque la mayor parte del reparto no es conocido o porque están muy bien dirigidos. O ambas cosas. También por una puesta en escena pendiente a lo que pasa en el encuadre, y no al revés como suele pasar, y una inversión sin vergüenza en las emociones más duras y los sentimientos más complejos.

    Porque a mitad del episodio, el mundo de los Bordelon va a estallar en mil pedazos, y la temporada se va a dedicar a hacer la crónica de cómo tres hermanos lo recomponen. Pero lo mejor de la propuesta de DuVernay es que no parece que vaya a caer en el maniqueísmo a la hora de retratar posturas ni ideas. Por ejemplo, la escena en la que la madre del joven Blue se acerca a Ralph Angel en el aparcamiento del hospital, dejando claro que la mujer es una exyonqui que quiere recuperar a su hijo. No hay condena en la mirada hacia ninguno de los dos, sino comprensión en sus actitudes. Algo similar sucede en la revelación sobre el amante de Nova. Porque se puede notar que esta narración, que ya ha sido renovada por una segunda temporada de 16 entregas, se hace pensando más en ser cinematográfica que televisiva. Esto es, tomándose su tiempo para desarrollar la historia, sin la necesidad de concatenar giros y sorpresas para enganchar a la audiencia y no perderla. Cierto es que ahí hay carambolas de guion (es demasiada casualidad que se descubra la infidelidad a la vez que el patriarca cae enfermo), pero está todo tan enraizado en las emociones –ese abrazo entre hermanas en el hospital– que funciona. Queen Sugar engancha lo suficiente como para querer seguir su el sino de sus criaturas, y lo hace porque la creadora adapta con libertades una novela para hablar de la vida en Louisiana y la realidad de los afroamericanos. Y lo hace con sensibilidad y tacto, y centrándose en uno de los pilares del relato desde el principio de los tiempos: la familia. (75/100)


    Feelmakers

    0 comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Classics

    • Retrospectiva de Jacques Becker

      Por José Luis Forte / «A golpe de escoplo y martillo un hombre perfora el suelo de hormigón de una celda. Cada impacto hace saltar esquirlas y polvo de cemento en una tarea que se nos antoja imposible. Hay poco tiempo, el ruido es infernal, los guardias de la prisión pueden pasar en cualquier momento y solo la casualidad de que haya obras en el edificio permite que los golpes no llamen la atención. Como un péndulo que marca los segundos con una perfección milimétrica, como gotas de agua que fueran cayendo de un grifo inagotable, la secuencia del trabajo se desarrolla maquinalmente, pero es un hombre quien incansable mantiene el hipnótico ritmo».
    • El cine de Hou Hsiao-Hsien, un espacio para habitar. Apuntes sobre The Assassin

      Por Miguel Muñoz Garnica. «Estamos en el sur de Taiwán, a principios de los años cincuenta. Un pueblecito rural de calles sin pavimentar y casas humildes donde las duchas con agua caliente se dan calentando un barreño de agua sobre una hoguera. Un grupo de niños, descalzos y vestidos de blanco, juega con peonzas en la plaza del pueblo».
    • Las 10 mejores películas de Akira Kurosawa

      Por José Luis Forte. «De nuevo el juego está en marcha, como diría nuestro adorado Sherlock Holmes: destacar las diez mejores obras de un director de cine. En esta ocasión es el gran Akira Kurosawa el elegido, quizá el autor japonés más popular y con más merecido prestigio de la lejana isla. Y otra vez nos encontramos con la habitual problemática: dejar fuera películas que deberían incluirse en la lista».

    Premios

    Festivales

    [12][Trailers][slider3top]