Introduce tu búsqueda

  • Especial Festival de Sundance.
    Cobertura completa de la edición 2018.

    Repetir lo irrepetible.
    «En la playa sola de noche», de Hong Sang-soo.

    Sensualidad praxiteliana.
    «Call me by your name», de Luca Guadagnino.

    Insert Coin.
    «Good Time», de los hermanos Safdie.

    American Honey, de Andrea Arnold, gran triunfadora en los premios del cine independiente británico

    American Honey

    Se esperaba un duelo bastante igualado entre Andrea Arnold y Ken Loach en la XIX edición de los Premios del Cine Independiente Británico. Un duelo que se ha decantado con triunfo de la cuarta incursión en la ficción de Arnold, American Honey, una de las primeras revelaciones en los albores de la Oscar Race. El filme ha conseguido los premios a la mejor película, dirección, actriz principal y fotografía, mientras que la ganadora de la Palma de Oro se ha tenido que conformar con dos pedreas interpretativas: actor principal e intérprete revelación. Los miembros del BIFA se han tomado esta entrega como el relevo generacional que tanto ansía el cine de bajo presupuesto británico. Aun con ello, muy meritorio el año de Ken Loach, sorprendiendo en algunas de las plazas menos accesibles del circuito. Del resto de premiados hay que destacar los laureles para Moonlight –que ha cerrado un gran domingo con su victoria en Los Ángeles— y la persa Under the Shadow, que se ha alzado con tres galardones. Recordar que la cinta de Babak Anvari representará a la Islas en la próxima edición de los Óscar en la categoría foránea.

    Mejor película: American Honey de Andrea Arnold.
    Mejor dirección: Andrea Arnold por American Honey.
    Mejor actriz: Sasha Lane por American Honey.
    Mejor actor: Dave Johns por Yo, Daniel Blake.
    Mejor actriz de reparto: Avin Manshadi por Under the Shadow.
    Mejor actor de reparto: Brett Goldstein por Adult Life Skills.
    Mejor intérprete revelación: Hayley Squires por Yo, Daniel Blake.
    Premio Douglas Hickox al director revelación: Babak Anvari por Under the Shadow.
    Mejor guion: Babak Anvari por Under the Shadow.
    Mejor guionista debutante: Rachel Tunnard por Adult Life Skills.
    Mejor productor revelación: Camille Gatin por The Girl with All the Gifts.
    Mejor logro técnico: Robbie Ryan por la fotografía de American Honey.
    Mejor película documental: Notes on blindness de Pete Middleton, James Spinney.
    Mejor película extranjera: Moonlight de Barry Jenkins (Estados Unidos).
    Discovery Award: The Greasy Strangler de Jim Hosking.
    Mejor cortometraje británico: Jacked de Rene Pannevis.
    Variety Award: Naomie Harris.
    Tierra de Dios

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Premios

    • Cuaderno de viaje: análisis visual y narrativo de Twin Peaks

      «Aviso al lector: este texto, como la anterior entrega que publicamos, está plagado de spoilers que detallan información de los capítulos reseñados. Está concebido con la esperanza de ser un acompañamiento a las experiencias de visionado previas de cada uno, y como tal asume la incompletitud de su análisis. Ni ofrece, ni lo pretende, una lectura totalizadora de la serie. Sino una serie de fragmentos rescatados, puestos en una relación más o menos arbitraria y leídos bajo una serie de constantes que se adivinan en Lynch, pero que quizá tengan mucho de las propias inquietudes de quien escribe...».
    • El cine de Maya Deren. Una mirada a su filmografía

      «La consolidación de la mujer en la industria del cine es algo tan reciente y, por desgracia, tan condenado a un inevitable período de reafirmación presumiblemente extenso, que resulta muy difícil establecer una lectura del papel femenino en el cine y, mucho menos, en el cine de vanguardia, pues su relación parece más coincidente que desencadenante. Sólo en las últimas entregas de los grandes festivales, ha sido motivo de indignación y debate la ausencia de una participación femenina más cuantiosa...».
    • El tedio según Sofia Coppola

      «Si nos detenemos a analizar la filmografía de Sofía Coppola, encontramos un denominador común en todas sus historias. Los personajes que retrata la realizadora neoyorquina están embriagados por el aburrimiento, por una sensación de pesadumbre que les arrastra y que, de un modo u otro, actúa como catalizador de sus actos. Puede ser un elemento impuesto, como ocurre en Las vírgenes suicidas, y del que solo hay una manera de escapar; que viene dado por el entorno, como en Lost in translation, donde se materializa en un sentimiento de extrañeza que acaba por unir a dos almas solitarias...».

    Festivales

    Extras

    [12][Trailers][slider3top]