Introduce tu búsqueda

  • In sanguis veritas.
    The neon demon, de Nicolas Winding Refn.

    ¿Cuántos poetas se necesitan para elogiar a una ciudad?
    Paterson, de Jim Jarmusch.

    El castigo de Hedoné.
    La doncella, de Park Chan-wook.

    Especial Oscar Race 2017.

    Epicedio appassionato.
    Solo el fin del mundo, de Xavier Dolan.

    D'A 2014 | Primera jornada

    Jeunesse, la ópera prima de Justine Malle

    Garrel por partida doble en la jornada inaugural

    crónica de la primera jornada de la 4ª edición Festival de Cinema d’Autor de Barcelona

    Un castillo en Italia (Un château en Italie, 2013), tercera película dirigida por Valerie Bruni-Tedeschi, ha sido la encargada de abrir la cuarta edición del Cinema D’Autor de Barcelona. Lo ha hecho, además, en dos proyecciones, previendo la organización la acogida en masa de un certamen convertido ya un clásico de la cultura barcelonesa. La cinta de Bruni-Tedeschi no ha sido la única protagonista del día. Por las salas habilitadas se ha exhibido Jeunesse, la ópera prima de la hija de Louis Malle, Justine Malle. Curiosamente, las dos producciones cuentan con un miembro de la familia Garrel: Esther protagoniza Jeunesse (2013), mientras que Louis (Los soñadores) co-protagoniza el filme inaugural. Ambas obras muestran una marcada autoría y el carácter el carácter de su creador. Valerie Bruni-Tedeschi apuesta por una mezcla entre la comedia absurda y alocada con el drama familiar; mientras que Justine Malle introduce temas complejos en su fábula intimista también con el núcleo familiar como protagonista. A pesar de sus buenas maneras y sus destellos de brillantez, a las dos les perjudica esta mezcla que las convierte en obras fragmentadas y poco claras.

    Con la expectación y las colas previas al pistoletazo oficial aparecía en pantalla Jeunesse (★★). Justine Malle nos presenta la historia de una chica adolescente que vive sus primeras experiencias amorosas y sexuales; y a la vez, tiene que decidir cómo afrontar la noticia de que su padre sufre una enfermedad terminal. Relato con tintes autobiográficos, tratado con mucha delicadeza pero que, pese a este buen punto de partida y la elegancia de su directora, acaba dejándote una sensación agridulce precisamente porque esas dos tramas paralelas dejan el filme sin cohesión alguna. Dos películas diferentes en el mismo metraje y una calificación idéntica: fallida. Lo más destacado de este díptico es la interpretación de Esther Garrel, quien consigue con éxito llevar el peso de la trama. Jeunesse muestra todos los déficits de una ópera prima pero también algunas virtudes que hacen vislumbrar una directora con potencial. Estaremos atentos a lo próximo de Justine Malle. Un par de horas más tarde, Valerie-Bruni Tedeschi nos contó otra historia inspirada en sus propias experiencias en Un castillo en Italia (★★★). Relato sobre la decadencia de una familia adinerada que, agobiada por las deudas, se plantea vender una de sus más valiosas propiedades, un castillo, el último símbolo del poder y de la fortuna que amasó su recien fallecido padre. De este modo, Bruni-Tedeschi nos dibuja un lienzo con todos los variopintos componentes de este crisol familiar. La madre no sabe qué hacer para que se den cuenta que se les está acabando el dinero; el hijo mayor, mujeriego y con SIDA se aferra de forma ciega a esa gloria pasada; mientras que la hija ha abandonado su trabajo como actriz y está viendo como se hace mayor y no consigue cumplir ninguna de sus aspiraciones. Estamos, por tanto, ante una comedia absurda, irreverente y fresca con momentos absolutamente hilarantes que se gana fácilmente las carcajadas cómplices del público. Lástima que, con las cartas sobre la mesa, la cineasta transalpina se adentra en lodos dramáticos y condescendientes. Un mix que acaba por decepcionar y que dejando la sensación de una nueva oportunidad perdida para Bruni-Tedeschi. Aun así, sólo por la notable labor del reparto al completo se pasan por alto estas irregularidades.

    Ginebra Bricollé Nadal
    enviada especial al Cinéma D'Autor de Barcelona 2014

    Feelmakers

    0 comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Classics

    • Retrospectiva de Jacques Becker

      Por José Luis Forte / «A golpe de escoplo y martillo un hombre perfora el suelo de hormigón de una celda. Cada impacto hace saltar esquirlas y polvo de cemento en una tarea que se nos antoja imposible. Hay poco tiempo, el ruido es infernal, los guardias de la prisión pueden pasar en cualquier momento y solo la casualidad de que haya obras en el edificio permite que los golpes no llamen la atención. Como un péndulo que marca los segundos con una perfección milimétrica, como gotas de agua que fueran cayendo de un grifo inagotable, la secuencia del trabajo se desarrolla maquinalmente, pero es un hombre quien incansable mantiene el hipnótico ritmo».
    • El cine de Hou Hsiao-Hsien, un espacio para habitar. Apuntes sobre The Assassin

      Por Miguel Muñoz Garnica. «Estamos en el sur de Taiwán, a principios de los años cincuenta. Un pueblecito rural de calles sin pavimentar y casas humildes donde las duchas con agua caliente se dan calentando un barreño de agua sobre una hoguera. Un grupo de niños, descalzos y vestidos de blanco, juega con peonzas en la plaza del pueblo».
    • Las 10 mejores películas de Akira Kurosawa

      Por José Luis Forte. «De nuevo el juego está en marcha, como diría nuestro adorado Sherlock Holmes: destacar las diez mejores obras de un director de cine. En esta ocasión es el gran Akira Kurosawa el elegido, quizá el autor japonés más popular y con más merecido prestigio de la lejana isla. Y otra vez nos encontramos con la habitual problemática: dejar fuera películas que deberían incluirse en la lista».

    Premios

    Festivales

    [12][Trailers][slider3top]