Introduce tu búsqueda

El caso Villa Caprice
  • Cine Alemán Siglo XXI
    [8][Portada][slider3top]

    Entrevista: Samir, director de «My Beautiful Baghdag»

    Samir, director de obras como Iraqi Odyssey (2014), Snow white (2004) o Norman Plays Golf (2001), estrena ahora en España My beautiful Baghdag (2019). Una tragedia narrada en clave de thriller sobre la complejidad de la identidad, el peso de los orígenes y las dificultades de ser un exiliado. A través de la historia de tres personajes exiliados en Londres, la película aborda tres grandes tabúes de la sociedad árabe: el ateísmo, la condición de mujer en relación a la libertad sexual y la homosexualidad. A propósito del estreno, entrevistamos al director.


    Entrevista a Samir, director de «My Beautiful Baghdag»
    Texto de Júlia Olmo | | Madrid


    En sus películas se ha involucrado en cuestiones complejas entorno a la inmigración. En este caso, trata de reflejar la complejidad de ser un exiliado desde las contradicciones que supone la cuestión de la identidad. ¿De dónde nació la película en relación a estos temas?

    En mi película Iraqi Odyssey ya contaba la historia de mi familia y de Iraq en general alrededor del último siglo, centrándome en la cuestión de la inmigración. Pero no había tratado los tres temas tabúes de la política árabe actual, que para mí ahora son más importantes. La religión y el ateísmo, la liberación de la mujer y sobre todo en relación a la cuestión de la libertad sexual, y la homosexualidad, la libertad de ser lo que uno quiera. Entonces yo quería hablar de esas cuestiones en una película de ficción, que los personajes representaran esos tabúes, pero que a su vez fuera una historia verdadera, englobar todos esos temas que había tratado de manera más documental y convertirlos en una ficción. Todo mi cine habla de historias verdaderas, y de ahí nació también esta película. En ese sentido, no deja de ser una especie de cine documental. Es ficción, pero habla de personas e historias reales.

    ¿Por qué le interesaba centrarse en estos tabúes de la sociedad árabe?

    Personalmente, me parecen las tres cuestiones más explosivas del mundo árabe actual, y no solo en el mundo árabe, también en Occidente. Yo creo que todo lo que relega a la mujer a una posición de inferioridad, toda esa mentalidad no es religión, son políticas reaccionarias, es el resultado de una visión del mundo patriarcal, y eso para mí no tiene nada que ver con lo que de verdad es la religión. Siempre me han interesado todas estas cuestiones sociales, por eso me interesaba conectarlas y hablar de ellas a través de la ficción.

    Aborda la identidad en relación a la cuestión de la libertad de pensamiento. Los personajes viven esa identidad de origen como una especie de condena, desde la confrontación constante con sus propias contradicciones. ¿Cómo le interesaba reflejar estas cuestiones en la película?

    En mis películas me interesa reflejar a gente normal y corriente, personajes en los que todos podamos reconocernos. Por eso, en esta película me interesaba centrarme en las contradicciones de cada personaje. Por ejemplo, el personaje de Amal quiere y trata de vivir una nueva vida, pero todavía arrastra fantasmas de su pasado que siguen dirigiendo su vida de ahora. El personaje homosexual vive una relación libre con su pareja, pero de cara al exterior prefiere seguir ocultando su condición, aún sabiendo que todo el mundo de su alrededor lo sabe. Todos los personajes tienen sus propias contradicciones, y precisamente creo que eso es lo que los hace interesantes, porque todo el mundo puede identificarse en ellas.

    Por los conflictos de esos protagonistas y el modo como se resuelven la película termina siendo una tragedia, narrada en clave de thriller. ¿De dónde surgió la idea de filmar esta historia desde estos géneros?

    En un primer momento, empecé escribiendo una narración muy cronológica, pero tenía muchos problemas. Era muy literal, era más literatura que cine, no había tensión, y lo más importante, era un guion demasiado largo, con muchos personajes e historias. Entonces cambié la estructura de la historia, decidí centrarme en esas cuestiones entorno a la identidad y en los interrogantes que conforman el suspense, la tensión de la historia. Eso nos permitió varias cosas, empezar con la interrogación inicial para narrar la historia, utilizar el flashback para contarla, acortar así las secuencias dentro de la narración y darle a la película la forma de thriller. Por eso, el hecho de que finalmente fuera un thriller no fue una decisión preconcebida o forzada, surgió porque era lo mejor para la narración.

    Su cine se ha caracterizado por ser comprometido con cuestiones sociales. ¿Qué le impulsó a empezar a hacer películas y qué le sigue moviendo ahora?

    (Risas) Es una buena pregunta, no lo sé. Yo crecí como un niño migrante en Suiza, como refugiado. Tuve que combatir el racismo, la xenofobia, sobre todo, la idea de la supremacía blanca, el odio al otro. Esa experiencia me hizo entender que el colonialismo creó estereotipos, falsedades entorno a los demás, incluso en la mente de gente digamos normal. De esa necesidad de lucha, también de autodefensa, y en parte gracias a ella, empecé a crear mi arte, a pensar en mis películas.

    Francisca
    Qué vemos
    Pearl Metamorfosis

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Francisca

    Streaming

    Qué vemos

    Inéditas