Introduce tu búsqueda

  • Dos ventanas al vacío.
    A Ghost Story, de David Lowery.

    Cock-a-Doodle Dandy.
    Free Fire, de Ben Wheatley.

    En la sombra de la Bohemia.
    Especial 52º Festival de Karlovy Vary.

    Feminismo bizarro.
    Love Witch, de Anna Biller.

    Nominaciones de los premios del Sindicato de Montadores

    Hail, Caesar!

    El Sindicato de Montadores, uno de los más relevantes en lo que predicción del Óscar respecta (entre Paseando a Miss Daisy (1989) y Spotlight (2015), ningún filme lo ganó sin pasar antes por ellos), parece haber dejado definitivamente sin posibilidades al Silencio de Martin Scorsese, al que ha marginado de una categoría que sólo ha tenido cabida para frontrunners: Comanchería, La llegada, Mánchester frente al mar, Moonlight y Hasta el último hombre. Todo indica a que esta última cinta dará el galardón a John Gilbert, quien —tal y como sucede en los Oscars— no era nominado desde que se estrenó con El señor de los anillos. La comunidad del anillo (2001). El terreno cómico sí ha deparado sorpresas, con 20th Century Women, Florence Foster Jenkins y Sing Street —todas ellas candidatas al Globo de Oro a mejor comedia o musical— perdiendo la batalla frente a ¡Ave César!, Langosta y El libro de la selva, asombrosa aventura de tono más bien dramático a la que han bastado un par de canciones para colarse en una cuestionable categoría completada por Deadpool (una de las sorpresas de la temporada) y la más que probable vencedora, La ciudad de las estrellas (La La Land). Al no competir este último filme con los demás favoritos de la Oscar Race, parece que serán pocos los misterios desvelados este año por los Eddie, que serán entregados el 27 de enero.

    Mejor montaje en drama

    Jake Roberts por Comanchería.
    John Gilbert por Hasta el último hombre.
    Joe Walker por La llegada.
    Jennifer Lame por Mánchester frente al mar.
    Nat Sanders y Joi McMillon por Moonlight.

    Mejor montaje en comedia o musical

    Roderick Jaynes por ¡Ave César!.
    Julian Clarke por Deadpool.
    Mark Livolsi por El libro de la selva.
    Tom Cross por La ciudad de las estrellas (La La Land).
    Yorgos Mavropsaridis por Langosta.

    Mejor montaje en película documental

    Spencer Averick por XIII Enmienda.
    Matthew Hamachek por Amanda Knox.
    Paul Crowder por The Beatles: Eight Days a Week – The Touring Years.
    Bret Granato, Maya Mumma y Ben Sozanski por O.J.: Made in America.
    Eli B. Despres por Weiner.

    Mejor montaje en película de animación

    Christopher Murrie por Kubo y las dos cuerdas mágicas.
    Jeff Draheim por Vaiana.
    Fabienne Rawley y Jeremy Milton por Zootrópolis.
    El fulgor efímero

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]