Introduce tu búsqueda

  • Dos ventanas al vacío.
    A Ghost Story, de David Lowery.

    Cock-a-Doodle Dandy.
    Free Fire, de Ben Wheatley.

    En la sombra de la Bohemia.
    Especial 52º Festival de Karlovy Vary.

    Feminismo bizarro.
    Love Witch, de Anna Biller.

    Berlinale 2017: 40 posibles títulos

    How to talk girl at parties

    No es del todo fácil confeccionar la primera parrilla de un gran festival. Mucho más prever los títulos que la conformarán. El primer gran certamen europeo del año, la Berlinale –que cumple su 67ª entrega–, como el resto, siempre se halla a expensas de los designios marcados por Cannes. Dieter Kosslick, además, tiene muy reciente el intento (fructuoso) de renacimiento de la Mostra de Venecia. Eso significa aumentar considerablemente la cuota de cine estadounidense. Pero en Berlín eso no es sencillo. Sundance le precede y se ha llevado varios títulos que sí arribarán en la capital teutona pero en secciones paralelas. La apuesta de Berlín será buscar los retornos de Terrence Malick –un habitual en estas listas— y Noah Baumbach. Con ellos, y con la premiere de Ghost in the Shell, La bella y la bestia, La torre oscura, Trainspotting 2 y/o King Arthur, tendría asegurado el impacto mediático. Sí parece más claro que autores como Aki Kaurismäki –que estrena en febrero–, Isabel Coixet, Guillaume Canet o Calin Peter Netzer –ganador hace cuatro años del Oso de Oro con Madre e hijo— pisarán la alfombra roja del Palast. También que realizadores relegados con su último trabajo a la competición de Karlovy Vary, como Gyorgy Pälfi o Florian Serban, volverán a Berlín. Precisamente un ganador del evento checo, George Ovashvili, podría debutar en un festival de estas dimensiones con su esperada Khibula. Una expectación que, por supuesto, acompañará a la producción germana. A la espera de saber qué ocurre con el nuevo proyecto de Jan-Ole Gerster, los veteranos Florian Henckel von Donnersmarck y Volker Schlöndorff deben ser los estandartes locales. Del resto de representación europea, puede ser la oportunidad de Isabel Coixet –que inauguró hace dos años con Nadie quiere la noche— y Álex de la Iglesia; también de cineastas como Andrew Haigh –firmante de uno de los hitos de 2015: 45 años—, Boudewijn Koole –que obtuvo el premio a la mejor ópera prima en 2012 con Kauwboy—, Michaël R. Roskam, Clio Barnard –creadora de la sensacional The selfish giant—, o Robin Campillo. Fuera del viejo continente, más incógnitas. ¿Bong Joon-ho? Ojalá ¿Sebastián Lelio? Berlín es ya su ciudad. Alex Ross Perry, Eliza Hittman, Cate Shortland, Alicia Scherson y Cristian Jiménez, sin ninguna duda, pasarán por Panorama... Lo sabremos en las próximas semanas.

    Werk Ohne Autor de Florian Henckel von Donnersmarck (Alemania).
    Imperium de Jan-Ole Gerster (Alemania).
    Return to Montauk de Volker Schlöndorff (Alemania).
    Toter Winkel de Stephan Lacant (Alemania).
    Ana, mon amour de Calin Peter Netzer (Rumanía).
    Dog de Florin Serban (Rumanía).
    The Voice de György Pàlfi (Hungría).
    Disappearance de Boodewijn Koole (Países Bajos).
    Khibula de George Ovashvili (Georgia).
    Toivon tuolla puolen de Aki Kaurismäki (Finlandia).
    Le Fidèle de Michaël R. Roskam (Bélgica).
    Let The Corpses Tan de Hélène Cattet and Bruno Forzani. (Bélgica).
    Dark River de Clio Barnard (Reino Unido).
    Lean and Pete de Andrew Haigh (Reino Unido).
    The Bookshop de Isabel Coixet (Reino Unido).
    The Trip to Spain de Michael Winterbottom (Reino Unido).
    How to talk girl at parties de John Cameron Mitchell (Estados Unidos).
    We Have Always Lived In The Castle de Stacey Passon (Estados Unidos).
    It comes at night de Trey Edward Shults (Estados Unidos).
    Florida Project de Sean Baker (Estados Unidos).
    Weightless de Terrence Malick (Estados Unidos).
    Damsel de David Zellner (Estados Unidos).
    Gifted de Marc Webb (Estados Unidos).
    Yen Din Ka Kissa de Noah Baumbach (Estados Unidos).
    A ciambra de Jonas Carpignano (Estados Unidos).
    La torre oscura de Nikolaj Arcel (Estados Unidos).
    King Arthur de Guy Ritchie (Estados Unidos).
    La bella y la bestia de Bill Condon (Estados Unidos).
    As Boas Maneiras de Juliana Rojas y Marco Dutra (Brasil).
    Una mujer fantástica de Sebastián Lelio (Chile).
    El bar de Álex de la Iglesia (España).
    120 Battements par minute de Robin Campillo (Francia).
    L'Amant d'un jour de Philippe Garrel (Francia).
    Sage Femme de Nicolas Provost (Francia).
    Rock'n Roll de Guillaume Canet (Francia).
    Okja de Bong Joon-Ho (Corea del Sur).
    Looking for Rohmer de Wang Chao (China).
    Félicité de Alain Gomis (Senegal).
    The sense of a ending de Ritesh Batra (India).
    A Storm in the Stars de Haifaa Al-Mansour (Arabia Saudí).
    Feelmakers

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]