Introduce tu búsqueda

  • Especial Festival de Sundance.
    Cobertura completa de la edición 2018.

    Repetir lo irrepetible.
    «En la playa sola de noche», de Hong Sang-soo.

    Sensualidad praxiteliana.
    «Call me by your name», de Luca Guadagnino.

    Insert Coin.
    «Good Time», de los hermanos Safdie.

    Tráiler de Ant-Man, de Peyton Reed

    Ant-Man, de Peyton Reed

    Estreno en España: 24 de julio. En Estados Unidos: 17 de julio.

    En un año en que Vengadores: La era de Ultrón ha arrasado en las taquillas de todo el mundo con más de 1.380 millones de dólares recaudados, hay que darle la bienvenida a las salas de cine al superhéroe minúsculo surgido de las páginas de los cómics Marvel. Ant-Man es en realidad un delincuente experto en sofisticados robos que es reclutado por Hank Pym, un científico que ha creado un espectacular traje que dota a la persona que se lo pone de una gran fuerza y la capacidad de reducir de tamaño. Como en toda aventura de este tipo, siempre tiene que haber un villano que anhele apoderarse de semejante descubrimiento para ponerlo al servicio de actividades bélicas, y en este caso es Darren Cross, dueño de unas empresas tecnológicas.

    Puede que se trate de un héroe menor en tamaño y popularidad, pero lo cierto es que Marvel Studios ha depositado el nada exiguo presupuesto de 130 millones de dólares en poner en imágenes una empresa que parece más orientada hacia el género de la comedia, sin renunciar por ello al derroche de efectos especiales, unas escenas de acción que satisfagan las exigencias de cualquier aficionado al género y el tradicional cameo del nonagenario guionista de cómics Marvel Stan Lee. La fórmula, por otra parte, funcionó a la perfección en la reciente Guardianes de la galaxia (James Gunn, 2014), por lo que no debería sorprender que el éxito se volviera a repetir. Lo que sí llama poderosamente la atención es la discutible elección del director Peyton Reed para manejar un proyecto de tales dimensiones cuando su currículum se ha forjado a base de comedias del tipo Abajo el amor (2003), Separados (2006) o Di que sí (2008), todas al servicio de estrellas como Renee Zellweger, Jennifer Aniston o Jim Carrey, respectivamente. Una lástima que Edgar Wright, realizador de Zombies Party (2004), Arma fatal (2007) o Bienvenidos al fin del mundo (2013) no se hiciera finalmente con las riendas del producto, pese a que el guion corre, en gran parte, de su cuenta. También es una apuesta muy personal por parte de sus creadores la de otorgarle al habitualmente cómico Paul Rudd el papel de hombre hormiga, una garantía de que podemos estar ante un producto, al menos, divertido. Junto a él, Evangeline Lilly (la Kate de Perdidos), Corey Stoll, el veterano Michael Douglas (por aquello de dar un plus de distinción) y el español Jordi Mollá conforman un reparto cuanto menos llamativo. Se dice que las grandes fragancias llegan en frascos pequeños. Habrá que ver si con Ant-Man estamos ante uno de esos casos.




    Godard

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Premios

    • Cuaderno de viaje: análisis visual y narrativo de Twin Peaks

      «Aviso al lector: este texto, como la anterior entrega que publicamos, está plagado de spoilers que detallan información de los capítulos reseñados. Está concebido con la esperanza de ser un acompañamiento a las experiencias de visionado previas de cada uno, y como tal asume la incompletitud de su análisis. Ni ofrece, ni lo pretende, una lectura totalizadora de la serie. Sino una serie de fragmentos rescatados, puestos en una relación más o menos arbitraria y leídos bajo una serie de constantes que se adivinan en Lynch, pero que quizá tengan mucho de las propias inquietudes de quien escribe...».
    • El cine de Maya Deren. Una mirada a su filmografía

      «La consolidación de la mujer en la industria del cine es algo tan reciente y, por desgracia, tan condenado a un inevitable período de reafirmación presumiblemente extenso, que resulta muy difícil establecer una lectura del papel femenino en el cine y, mucho menos, en el cine de vanguardia, pues su relación parece más coincidente que desencadenante. Sólo en las últimas entregas de los grandes festivales, ha sido motivo de indignación y debate la ausencia de una participación femenina más cuantiosa...».
    • El tedio según Sofia Coppola

      «Si nos detenemos a analizar la filmografía de Sofía Coppola, encontramos un denominador común en todas sus historias. Los personajes que retrata la realizadora neoyorquina están embriagados por el aburrimiento, por una sensación de pesadumbre que les arrastra y que, de un modo u otro, actúa como catalizador de sus actos. Puede ser un elemento impuesto, como ocurre en Las vírgenes suicidas, y del que solo hay una manera de escapar; que viene dado por el entorno, como en Lost in translation, donde se materializa en un sentimiento de extrañeza que acaba por unir a dos almas solitarias...».

    Festivales

    Extras

    [12][Trailers][slider3top]