Introduce tu búsqueda

  • In sanguis veritas.
    The neon demon, de Nicolas Winding Refn.

    ¿Cuántos poetas se necesitan para elogiar a una ciudad?
    Paterson, de Jim Jarmusch.

    El castigo de Hedoné.
    La doncella, de Park Chan-wook.

    Especial Oscar Race 2017.

    Epicedio appassionato.
    Solo el fin del mundo, de Xavier Dolan.

    (Alternativa 14) Crítica | Naomi Campbel

    Naomi Campbel

    Buscando a Yermén

    crítica a Naomi Campbel (Camila José Donoso y Nicolás Videla, Chile, 2013).

    Digámoslo de entrada para despejar todas las dudas cuanto antes: Naomi Campbel no trata sobre Naomi Campbell. No se ve ni una sola estampa de la modelo londinense. En cambio, la primera película de los directores chilenos Camila José Donoso y Nicolás Videla trata por todos lo medios encontrar a su protagonista en la imagen, verla frente a frente, mientras ella también intenta encontrarse a sí misma. Yermén Paula Dinamarca es una mujer transexual que desea terminar su proceso de transformación y formación de la persona que quiere ser mediante la culminación de la operación genital. La incomprensión, la exclusión social y los interrogantes sobre su identidad son los monstruos contra los que tendrá que luchar.

    El metraje empieza con las imágenes de una calle vacía que graba Yermén con su videocámara. Tardaremos todavía unos minutos en acercarnos al personaje. Yermén se nos muestra a medias: de lejos en la consulta del médico, oímos su voz mientras le pregunta al doctor, tumbada de lado en su cama o la mitad de su reflejo en el espejo de una caja de música. Donoso y Videla plantean la película como un conocimiento paulatino de Yermén a través de una realización naturista, cuasi pedestre. Mientras que ella, al mismo tiempo, se va conociendo con su cámara y nos presenta su manera de ver el mundo. De este modo, los directores proponen un viaje hacia el conocimiento y la comprensión de un personaje que vive en los márgenes de la sociedad, incomprendida incluso por los incomprendidos. Es como si los directores cogieran la mano del espectador y lo llevaran hacia la empatía de un personaje que transpira verdad. Existe, pues, una clara planificación en el acercamiento a Yermén a través del encuadre y una voluntad de marcar un tempo in crescendo en cada escena. Solo podremos verla de frente, mirándonos a los ojos y andando decidida por las calles de una comuna de La Victoria, cuando se haya encontrado a ella misma, cuando la aceptación parta del personaje y no necesariamente del patio de butacas.

    Resulta más que interesante que esta búsqueda de la identidad se produzca en una obra que transita entre la ficción y la realidad, evitando situarse en uno de estos dos ámbitos y, por tanto, desprovista intencionadamente de una clara identidad narrativa clásica. Así, el diálogo entre ambas fuerzas se produce más allá de la dualidad entre las imágenes de la videocámara y las rodadas y montadas por los directores. ¿Qué hay de verdad y qué de guión en Naomi Campbel? Esta realidad ficcionada, o ficción con toques de realidad, constituye el verdadero corazón del proyecto fílmico. En Naomi Campbel todos los personajes van en busca de su yo. La amiga de Yermén, que se hace llamar Naomi Campbell porque quiere parecerse a ella (de ahí el título del film), ha encontrado su identidad en la consecución de la mimetización física con la modelo, aunque esta forme parte de su imaginario; las vecinas y amigas de Yermén, víctimas de la dictadura, encuentran en la verbalización de su horror el camino para reivindicarse a sí mismas, aunque sea en el terreno privado: su voz se convierte en la vertebración de su identidad. Y en tercer lugar está Yermén Paula Dinamarca. Todo en ella respira veracidad: ni un gesto es impostado, ni una mirada forzada, ni una palabra parece guionizada. El gran acierto de la cinta, a parte de una huida de los tópicos de la transexualidad, reside en la autenticidad de la puesta en escena y de la dirección de actores. Solo de este modo logramos descubrir cómo unos personajes en los extremos de la sociedad libran sus pequeñas grandes luchas para lograr aceptarse y que les acepten. Y mientras, de fondo, la música suena; mientras, de fondo, la vida pasa. | ★★

    Víctor Blanes Picó
    Enviado especial a la XXI edición de L'Alternativa


    Ficha técnica
    Chile, 2013, Naomi Campbel. Dirección: Camila José Donoso, Nicolás Videla. Guión: Camila José Donoso, Nicolás Videla. Productora: Cusicanqui Films. Fotografía: Matías Illanes. Montaje: Daniela Camino y Nicolás Videla. Reparto: Yermén Paula Dinamarca, Ingrid Mancilla, Josefina Ramírez, Camilo Carmona.


    Póster Naomi Campbel
    Feelmakers

    0 comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Classics

    • Retrospectiva de Jacques Becker

      Por José Luis Forte / «A golpe de escoplo y martillo un hombre perfora el suelo de hormigón de una celda. Cada impacto hace saltar esquirlas y polvo de cemento en una tarea que se nos antoja imposible. Hay poco tiempo, el ruido es infernal, los guardias de la prisión pueden pasar en cualquier momento y solo la casualidad de que haya obras en el edificio permite que los golpes no llamen la atención. Como un péndulo que marca los segundos con una perfección milimétrica, como gotas de agua que fueran cayendo de un grifo inagotable, la secuencia del trabajo se desarrolla maquinalmente, pero es un hombre quien incansable mantiene el hipnótico ritmo».
    • El cine de Hou Hsiao-Hsien, un espacio para habitar. Apuntes sobre The Assassin

      Por Miguel Muñoz Garnica. «Estamos en el sur de Taiwán, a principios de los años cincuenta. Un pueblecito rural de calles sin pavimentar y casas humildes donde las duchas con agua caliente se dan calentando un barreño de agua sobre una hoguera. Un grupo de niños, descalzos y vestidos de blanco, juega con peonzas en la plaza del pueblo».
    • Las 10 mejores películas de Akira Kurosawa

      Por José Luis Forte. «De nuevo el juego está en marcha, como diría nuestro adorado Sherlock Holmes: destacar las diez mejores obras de un director de cine. En esta ocasión es el gran Akira Kurosawa el elegido, quizá el autor japonés más popular y con más merecido prestigio de la lejana isla. Y otra vez nos encontramos con la habitual problemática: dejar fuera películas que deberían incluirse en la lista».

    Premios

    Festivales

    [12][Trailers][slider3top]