Introduce tu búsqueda

  • Dos ventanas al vacío.
    A Ghost Story, de David Lowery.

    Cock-a-Doodle Dandy.
    Free Fire, de Ben Wheatley.

    En la sombra de la Bohemia.
    Especial 52º Festival de Karlovy Vary.

    Feminismo bizarro.
    Love Witch, de Anna Biller.

    Videoensayo | La La Land: A Film in Red and Blue

    La La Land

    Uno de los aspectos por los que destaca la propuesta visual de Damien Chazelle en La La Land es su paleta cromática. Ya desde el número inicial identificamos un gusto por el contraste de colores, la luminosidad y una buscada viveza visual que nos sumerge de manera instantánea en el tono de la película. El número protagonizado por Emma Stone y sus tres compañeras de piso, el segundo de la cinta, vuelve a subrayarlo: cada una de ellas lleva un vestido muy parecido, pero de color diferente. Sin embargo, a lo largo de todo el metraje hay dos colores que predominan y a los que Chazelle vuelve una y otra vez. El rojo y el azul tiñen cada plano creando algunos contrastes interesantes: cuando Sebastian y Mia pasean por las noches azuladas de Los Angeles, el coche que cruza el puente es rojo; en otra noche de tonos azules, el descapotable rojo de Sebastian se dirige hacia el Observatorio Griffith después de ver Rebelde sin causa en una sala de cine donde el rojo de las butacas y de los títulos de crédito contrasta con el haz de luz azul del proyector. Aunque en ningún momento se asigne un color específico a cada personaje, lo cierto es que, en los momentos más románticos del filme, en aquellos en los que se fragua su historia, aparecen tonos rosas, lilas y violetas, fruto de la unión de ambos colores. El siguiente videoensayo viene a poner en imágenes estas consideraciones.
    El fulgor efímero

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]