Introduce tu búsqueda

  • Cenotafio faraónico.
    «Blade Runner 2049», de Denis Villeneuve.

    Especial Festival de San Sebastián.
    Cobertura completa de la 65ª edición.

    Sensualidad praxiteliana.
    «Call me by your name», de Luca Guadagnino.

    Insert Coin.
    «Good Time», de los hermanos Safdie.

    Dos ventanas al vacío.
    «A Ghost Story», de David Lowery.

    Comanchería se apunta su primer tanto en los premios de la crítica de San Diego

    Hell or High Water

    Los premios de la Sociedad de Críticos de San Diego han dado el primer triunfo a uno de los dark horses de la campaña. Comanchería, que se presentó silenciosamente en Un Certain Regard de Cannes, ha ido escalando posiciones, acercándose cada vez más a los blasones indies de este año: Moonlight y Mánchester frente al mar. Ya nadie duda que la película de David Mackenzie lo tiene todo para entrar en la máxima categoría en los Oscars. De San Diego sale con 6 galardones –entre los que no se encuentra Jeff Bridges, paradójicamente— y con la sensación de que aún tiene mucho que decir. Del resto de premiados, destacan los entorchados para la brasileña Sonia Braga, la protagonista de Aquarius, eliminada por su propio país de la Oscar Race, y Mountains may depart, producción del año pasado que ha sido considerada por esta asociación fundada en 1996.

    Mejor película: Comanchería de David Mackenzie.
    Mejor director: David Mackenzie por Comanchería.
    Mejor actor: Casey Affleck por Mánchester frente al mar.
    Mejor actriz: Sonia Braga por Aquarius.
    Mejor actor secundario: Ben Foster por Comanchería y Mahershala Ali por Moonlight.
    Mejor actriz secundaria: Michelle Williams por Mánchester frente al mar.
    Mejor reparto: Comanchería.
    Mejor interpretación de comedia: Ryan Gosling por Dos buenos tipos.
    Mejor intérprete revelación: Lily Gladstone por Certain Women.
    Trabajo del año: Michael Shannon.
    Mejor guion original: Taylor Sheridan por Comanchería.
    Mejor guion adaptado: Whit Stillman por Amor y amistad.
    Mejor dirección de fotografía: Giles Nuttgens por Comanchería.
    Mejor montaje: Blu Murray por Sully.
    Mejor uso de la música: Sing Street.
    Mejor diseño de producción: Jess Goncher por ¡Ave,César!
    Mejores efectos visuales: El libro de la selva.
    Mejor diseño de vestuario: Mary Zophres por La La Land.
    Mejor película de animación: Kubo y las dos cuerdas mágicas de Travis Knight.
    Mejor película extranjera: Mountains may depart de Jia Zhangke (China).
    Mejor película documental: Weiner de Josh Kriegman y Elyse Steinberg.
    En cuerpo y alma

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Festivales

    • Cuaderno de viaje: análisis visual y narrativo de Twin Peaks

      «Aviso al lector: este texto, como la anterior entrega que publicamos, está plagado de spoilers que detallan información de los capítulos reseñados. Está concebido con la esperanza de ser un acompañamiento a las experiencias de visionado previas de cada uno, y como tal asume la incompletitud de su análisis. Ni ofrece, ni lo pretende, una lectura totalizadora de la serie. Sino una serie de fragmentos rescatados, puestos en una relación más o menos arbitraria y leídos bajo una serie de constantes que se adivinan en Lynch, pero que quizá tengan mucho de las propias inquietudes de quien escribe...».
    • El cine de Maya Deren. Una mirada a su filmografía

      «La consolidación de la mujer en la industria del cine es algo tan reciente y, por desgracia, tan condenado a un inevitable período de reafirmación presumiblemente extenso, que resulta muy difícil establecer una lectura del papel femenino en el cine y, mucho menos, en el cine de vanguardia, pues su relación parece más coincidente que desencadenante. Sólo en las últimas entregas de los grandes festivales, ha sido motivo de indignación y debate la ausencia de una participación femenina más cuantiosa...».
    • El tedio según Sofia Coppola

      «Si nos detenemos a analizar la filmografía de Sofía Coppola, encontramos un denominador común en todas sus historias. Los personajes que retrata la realizadora neoyorquina están embriagados por el aburrimiento, por una sensación de pesadumbre que les arrastra y que, de un modo u otro, actúa como catalizador de sus actos. Puede ser un elemento impuesto, como ocurre en Las vírgenes suicidas, y del que solo hay una manera de escapar; que viene dado por el entorno, como en Lost in translation, donde se materializa en un sentimiento de extrañeza que acaba por unir a dos almas solitarias...».

    Extras

    Premios

    [12][Trailers][slider3top]