Introduce tu búsqueda

  • Especial Festival de Sundance.
    Cobertura completa de la edición 2018.

    Repetir lo irrepetible.
    «En la playa sola de noche», de Hong Sang-soo.

    Sensualidad praxiteliana.
    «Call me by your name», de Luca Guadagnino.

    Insert Coin.
    «Good Time», de los hermanos Safdie.

    Tráiler de A Second Chance, dirigida por Susanne Bier

    A Second Chance

    Mientras todos los medios de comunicación se hacen eco del próximo estreno hollywoodiense de Susanne Bier, Serena, que contará con la participación de dos de los actores del momento: Jennifer Lawrence y Bradley Cooper, su filme de producción danesa, A Second Chance (En chance til, 2014), a su paso por el festival de Toronto, dejaba muy buenas sensaciones.

    Escrita por el magnífico guionista que co-creó, junto a von Trier, la extraordinaria Anticristo, Anders Thomas Jensen, el largometraje sigue a Andreas y Simon, dos detectives y amigos que llevan vidas muy distintas; Andreas ha iniciado una vida en familia con su esposa e hijo, mientras Simon, parece no levantar cabeza de borrachera en borrachera por bares de striptease. Todo cambiará cuando ambos reciban una llamada sobre un altercado doméstico entre una pareja de drogadictos. A raíz de ese, en principio, rutinario incidente, Andreas empezará a perder paulatinamente su fe en la justicia y será Simon quien, en un intento de hacerse con el control de su vida y salvar a su amigo de la autodestrucción, deba restablecer el equilibrio entre lo correcto y lo incorrecto.

    La ganadora del Óscar a la mejor película de habla no inglesa en 2010 por In a Better World, presenta este drama que cuenta con la participación de Nikolaj Coster-Waldau (Mil veces buenas noches) y Ulrich Thomsen (Silencio de hielo), Maria Bonnevie (Uskyld), Nikolaj Lie Kaas (Skytten) y Lykke May Andersen. A continuación, su primer y excelente tráiler.




    A second chance poster
    «Bier dirige con un pulso firme, sin renunciar a ciertos tics sentimentales inevitables en un relato así, pero manteniendo la atención durante todo el metraje. Ayuda una historia bien construida, que sabe evitar los lugares comunes, intentando ofrecer una reflexión, de fuerte ambigüedad moral, sobre la paternidad y el derecho a las oportunidades, planteando preguntas que planean en la cabeza del espectador a lo largo de todo el filme. Es una de las mayores virtudes de A Second Chance, la capacidad para que te cuestiones la corrección de los actos del protagonista». Gonzalo Hernández. El antepenúltimo mohicano. [Crítica]
    Tierra de Dios

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Premios

    • Cuaderno de viaje: análisis visual y narrativo de Twin Peaks

      «Aviso al lector: este texto, como la anterior entrega que publicamos, está plagado de spoilers que detallan información de los capítulos reseñados. Está concebido con la esperanza de ser un acompañamiento a las experiencias de visionado previas de cada uno, y como tal asume la incompletitud de su análisis. Ni ofrece, ni lo pretende, una lectura totalizadora de la serie. Sino una serie de fragmentos rescatados, puestos en una relación más o menos arbitraria y leídos bajo una serie de constantes que se adivinan en Lynch, pero que quizá tengan mucho de las propias inquietudes de quien escribe...».
    • El cine de Maya Deren. Una mirada a su filmografía

      «La consolidación de la mujer en la industria del cine es algo tan reciente y, por desgracia, tan condenado a un inevitable período de reafirmación presumiblemente extenso, que resulta muy difícil establecer una lectura del papel femenino en el cine y, mucho menos, en el cine de vanguardia, pues su relación parece más coincidente que desencadenante. Sólo en las últimas entregas de los grandes festivales, ha sido motivo de indignación y debate la ausencia de una participación femenina más cuantiosa...».
    • El tedio según Sofia Coppola

      «Si nos detenemos a analizar la filmografía de Sofía Coppola, encontramos un denominador común en todas sus historias. Los personajes que retrata la realizadora neoyorquina están embriagados por el aburrimiento, por una sensación de pesadumbre que les arrastra y que, de un modo u otro, actúa como catalizador de sus actos. Puede ser un elemento impuesto, como ocurre en Las vírgenes suicidas, y del que solo hay una manera de escapar; que viene dado por el entorno, como en Lost in translation, donde se materializa en un sentimiento de extrañeza que acaba por unir a dos almas solitarias...».

    Festivales

    Extras

    [12][Trailers][slider3top]