Introduce tu búsqueda

  • Cenotafio faraónico.
    «Blade Runner 2049», de Denis Villeneuve.

    Especial Festival de San Sebastián.
    Cobertura completa de la 65ª edición.

    Sensualidad praxiteliana.
    «Call me by your name», de Luca Guadagnino.

    Insert Coin.
    «Good Time», de los hermanos Safdie.

    Dos ventanas al vacío.
    «A Ghost Story», de David Lowery.

    Oscars 2015 | La ganadora de Un Certain Regard, estandarte de Hungría

    Feher Isten

    White God (Feher Isten), la película ganadora de Un Certain Regard y representante electa de Hungría para los Óscar, es el clásico ejemplo de división sin condiciones. O convence, o parece una tomadura de pelo. Así se lo tomó la crítica en la pasada edición del Festival de Cannes, donde, de lejos, no era la favorita para llevarse el máximo galardón de su apartado. Y es que este cuento alegórico narrado por Kornél Mundruczó, y que tiene a canes como protagonistas durante dos tercio de metraje, tiene el marchamo de convertirse en la típica cinta entrañable con momento efímero de gloria. No se puede negar su originalidad, algo que puede convencer al académico, pero a todas luces es un más una excentricidad que un ejercicio de buen cine. Por ello, White God no debería tener demasiadas oportunidades pero sí podría dar guerra. Supondrá la 50ª incursión magyar en los premios más importantes del cine. Tan sólo una vez se llevó el galardón. Lo hizo István Szabó con Mephisto en 1981. János Szász —que pasó el primer corte en 2013 con la ganadora del Globo de Cristal El gran cuaderno—, Béla Tarr o Gyorgy Palfi han sido algunos de los nombres de prestigio que lo han intentado. Solo siete nominaciones más en cuarenta y nueve años de intentos. White God no será la segunda vez que el preciado trofeo aterrice en Budapest. Al menos, desde nuestro punto de vista. El voto iba con la dulce For some inexplicable reason, de Gábor Reisz, esa versión ultranaif de 500 days of summer que al menos haría reír al público con su sinfín de ocurrencias.

    Gonzalo Hernández, en su cobertura de Cannes, dedicó unas palabras al filme de Mundruczó: «...podría ser la versión hardcore de una Disney pasada de rosca que buscase estrenar en Sitges, pero esto es Cannes y la sensación general ha sido de desconcierto. Uno se siente engañado, que le han tomado el pelo de mala manera, que en realidad el cineasta se está riendo más de nosotros que con nosotros. Todo es maniqueo hasta la risa. Las metáforas son explicitas y la cinta es demasiado manipuladora...».

    Nominadas de Hungría en los Óscar

    Los muchachos de la calle Pal (A Pál-utcai fiúk), de Zoltán Fábri. 1968
    Juego de gatos (Macskajáték), de Károly Makk. 1972
    Húngaros (Magyarok), de Zoltán Fábri. 1978
    Confianza (Bizalom), de István Szabó. 1980
    Mephisto, de István Szabó. 1981
    Revolt of Job (Jób lázadása), de Imre Gyöngyössy, Barna Kabay. 1983
    Coronel Redl (Redl ezredes), de István Szabó. 1984
    El adivino (Hanussen), de István Szabó. 1988


    En cuerpo y alma

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Estrenos

    Festivales

    • Cuaderno de viaje: análisis visual y narrativo de Twin Peaks

      «Aviso al lector: este texto, como la anterior entrega que publicamos, está plagado de spoilers que detallan información de los capítulos reseñados. Está concebido con la esperanza de ser un acompañamiento a las experiencias de visionado previas de cada uno, y como tal asume la incompletitud de su análisis. Ni ofrece, ni lo pretende, una lectura totalizadora de la serie. Sino una serie de fragmentos rescatados, puestos en una relación más o menos arbitraria y leídos bajo una serie de constantes que se adivinan en Lynch, pero que quizá tengan mucho de las propias inquietudes de quien escribe...».
    • El cine de Maya Deren. Una mirada a su filmografía

      «La consolidación de la mujer en la industria del cine es algo tan reciente y, por desgracia, tan condenado a un inevitable período de reafirmación presumiblemente extenso, que resulta muy difícil establecer una lectura del papel femenino en el cine y, mucho menos, en el cine de vanguardia, pues su relación parece más coincidente que desencadenante. Sólo en las últimas entregas de los grandes festivales, ha sido motivo de indignación y debate la ausencia de una participación femenina más cuantiosa...».
    • El tedio según Sofia Coppola

      «Si nos detenemos a analizar la filmografía de Sofía Coppola, encontramos un denominador común en todas sus historias. Los personajes que retrata la realizadora neoyorquina están embriagados por el aburrimiento, por una sensación de pesadumbre que les arrastra y que, de un modo u otro, actúa como catalizador de sus actos. Puede ser un elemento impuesto, como ocurre en Las vírgenes suicidas, y del que solo hay una manera de escapar; que viene dado por el entorno, como en Lost in translation, donde se materializa en un sentimiento de extrañeza que acaba por unir a dos almas solitarias...».

    Extras

    Premios

    [12][Trailers][slider3top]