Introduce tu búsqueda

  • Dos ventanas al vacío.
    A Ghost Story, de David Lowery.

    Cock-a-Doodle Dandy.
    Free Fire, de Ben Wheatley.

    En la sombra de la Bohemia.
    Especial 52º Festival de Karlovy Vary.

    Feminismo bizarro.
    Love Witch, de Anna Biller.

    Reseña TV | Married

    Married (FX)

    ¿Cómo salvar nuestro matrimonio?

    crítica de Married (2014-) | Episodio piloto

    FX | EE.UU, 2014. Dirección y guión: Andrew Gurland Reparto: Nat Faxon, Judy Greer, Jenny Slate, Brett Gelman, John Hodgman, Rachel Eggleston, Alexandra Daddario. Fotografía: David Lanzenberg. Música: Jeff Cardoni.

    Poco a poco, FX se está convirtiendo en una de las cadenas más interesantes de la televisión norteamericana. El ser basic cable limita sus opciones en el uso del lenguaje y la desnudez, pero aceptan contenidos osados, bordeando lo que pueden y no pueden mostrar y de paso sirviendo a los intereses de la parte creativa antes que la más comercial. Si uno se da cuenta, casi todas las series de la cadena mantienen a los mismos showrunners desde el principio, a los creadores originales, y el hecho de que emitan contenido original varios días de la semana, cuando el premium cable solo lo hace los fines de semana casi siempre, ayuda a cimentar un catálogo variado. Married es un buen ejemplo de serie que hace unos años sólo se hubiera podido ver en HBO o Showtime, pero mientras el creador Andrew Gurland no enseñe los pezones de ninguna actriz o diga “fuck” y sus derivados, puede abordar las cuitas del matrimonio protagonista sin muchas cortapisas.

    Married comiena con una charla en la cama entre una pareja normal con tres hijas. Ella lee un libro de vampiros y él quiere sexo. Tras un divertido intento de Russ de convencer a su mujer Lina de que la cosas se anime, ella se niega y él acaba masturbándose... en el suelo del dormitorio porque ella no puede dormir con las vibraciones de la paja en la cama. Russ acaba durmiendo en el sofá. Otra vez. Lo bueno de toda esta situación es que Gurland se las ingenia para eliminar de entrada la posibilidad de ruptura. No estamos ante una pareja que está en las últimas de su matrimonio, sino ante una pareja que ha perdido la magia de los inicios, con tres niñas pequeñas e intereses dispares aunque amor en común. Hay varios momentos que así lo indican en los 27 minutos de capítulo, como alguna risa cómplice, el disfraz de Drácula o la franqueza de su charla en el patio de la casa. Durante esa charla, Lina sugiere que si tanto le importa el sexo a su marido, que se acueste con alguien. ¿Lo dice en serio? El resto del capítulo no responde a la pregunta. Y ese es uno de sus principales problemas, aunque quizá el avance de la temporada revele que no es un problema sino un juicio precipitado por parte del que esto firma. El piloto de Married solo ofrece la perspectiva de Él sobre las cosas que pasan en la relación, de manera que ella resulta algo plana, a pesar del innegable carisma y talento de Judy Greer.

    Russ hará caso del consejo y por unas circunstancias algo forzadas acabará casi en la cama con una empleada de un local de afeitado con cera. Una subtrama disparatada, que ofrece alguna elocuente idea de los límites del humor de Married y que divierte a la vez que sorprende. La perspectiva de Russ pasa por comentar sus problemas con varios amigos que funcionan como evidente catálogo de diferentes tipos de matrimonio: el divorciado desgraciado, la casada con “su padre” y el marido de una amiga de Lina. Todavía no porque es muy pronto, pero de seguro el creador nos meterá un poco en esas dinámicas de pareja, como bien indica el ambicioso título. Hay que aplaudir la osadía de Gurland para querer retratar con una comedia que roza la media hora lo que supone estar casado, simple y llanamente. Una ambición que de momento se cristaliza en comedia cínica y cruel (el pañuelo del perro manchado de sangre falsa), cuyo guión tiene costuras que esconder de forma más hábil pero que encuentra en una cadena así su mejor escaparate. 70/100

    Adrián González Viña
    redacción Sevilla

    El fulgor efímero

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]