Introduce tu búsqueda

  • Dos ventanas al vacío.
    A Ghost Story, de David Lowery.

    Cock-a-Doodle Dandy.
    Free Fire, de Ben Wheatley.

    En la sombra de la Bohemia.
    Especial 52º Festival de Karlovy Vary.

    Feminismo bizarro.
    Love Witch, de Anna Biller.

    Cannes 2014 | Le meraviglie, de Alice Rohrwacher: ¿la sorpresa del certamen?

    Le meraviglie

    El Neo-Neorrealismo de Rohrwacher

    recepción de Le meraviglie | Alice Rohrwacher (Italia) (Competición)

    Aparecía como el patito feo de la competición. El relleno de una Sección Oficial plagada de grandes nombres y carente de óperas prima. Alice Rohrwacher debutaba en el máximo apartado de Cannes con Le meraviglie (traducido de forma ortodoxa: Las maravillas), su segunda película tras la valorada Corpo celeste que tuvo su presentación, precisamente, en la riviera en la edición 2011. Lo hacía con un filme que mira de forma honesta a la ruralidad italiana, personificada en Gelsomina, una inquieta niña cuya vida cambia ante la llegada de un reality a su pueblo. Neorrealismo bucólico que ha provocado bastantes buenas opiniones en líneas generales. Como indicaba nuestro compañero Gonzalo Hernández en su crónica, es un largometraje que pudiera haber adoptado la presidente del jurado, Jane Campion. Le meraviglie es fresca, profunda y dotada de empaque técnico. Aun sin tener el nombre ni la repercusión, pudiera ser una de las grandes tapadas del palmarés. Apunten este título.

    «Es un retrato del cambio y la resignación preñado de melancolía, filmado con unas maneras muy sobrias, repentinamente líricas en su clímax final, cuando Rohrwacher, que hasta ese momento se había mantenido muy serena en su actitud, desata las amarras de la poesía dejando un final sugerente en su simbolismo».

    La prensa americana no se ha mostrado tan convencida como tu nuestro compañero. «Un trabajo atractivo, pero extrañamente insustancial, como un rudimentario boceto impresionista que necesita un poco más de enfoque y quizás, un marco más adecuado», comentaba Jay Weissberg, de Variety. Peter Bradshaw, de The Guardian, la valoró como «una historia iniciática amable, divertida y tierna (...) tiene encanto, aunque es un poquito sentimental y facilona, carente del verdadero potencial emocional que muchos esperábamos de Rohrwacher». Deborah Young, de The Hollywood Reporter, definió el filme como «nostálgico -pero no lacrimógeno- canto del cisne que narra la desaparición del estilo de vida rural y tradicional en Italia. Su tono deriva misteriosamente entre sueño y realidad".

    La prensa hispana se mueve en términos positivos:





    El fulgor efímero

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]