Introduce tu búsqueda

  • Especial Festival de Cannes.
    Cobertura de la 70ª edición.

    Obsesión por los absolutos.
    La ciudad perdida de Z, de James Gray.

    Naderías y pasatiempos.
    Certain Women, de Kelly Reichardt.

    Romper las cuerdas.
    Lady Macbeth, de William Oldroyd.

    Bajo la máscara de la tolerancia.
    Déjame salir, de Jordan Peele.

    Cannes 2014 | Los Dardenne emocionan con Dos días, una noche

    Dos días, una noche

    Sola ante el peligro

    recepción de Deux jours, une nuit | Jean-Pierre y Luc Dardenne (Bélgica) (Competición)

    Era una de las cintas más esperadas de esta 67ª edición y no ha decepcionado. Los Dardenne prosiguen sobre la línea optimista de la excelente El niño de la bicicleta. Siempre dentro de ese marco duro, de una vivencia angosta cercana al límite. Dos noches, un día (Deux jours, une nuit) pudiera significar la tercera Palma de Oro para los belgas. Un hito que subraya el papel de este tándem en Cannes y el propio cine europeo. En esta ocasión, se sumergen en la realidad del desempleo, del miedo a perder el trabajo y de hipotecar un futuro ya de por sí tenebroso. Todo en la piel de una sobresaliente Marion Cotillard, que dota de una entereza a su personaje digna de todos los elogios y premios. La honestidad de los hermanos Dardenne es otro de los aspectos más valorados por la crítica. La manera de afrontar esta difícil temática sin ningún tipo de estridencia. Se agradece, además, que abran una vía de escape, algo que ha provocado muchos aplausos y alguna lágrima. Ceylan y Kawase ya tienen rivales. Los hermanos más famosos del cine contemporáneo aspiran a agrandar su historia. Para EAM son los grandes favoritos de esta entrega del Festival de Festivales.

    Gonzalo Hernández, enviado especial a Cannes, subraya que «la integridad de los Dardenne emociona. Optan por los principios antes que por la fatalidad». Es la mejor película del certamen hasta el momento para nuestro compañero.

    La prensa americana lo tiene claro. «Los hermanos Dardenne incorporan a una estrella de cine y no pierden nada de su verosimilitud ni de su maravillosa capacidad de observación ofreciendo otra poderosa muestra de la vida de la clase obrera belga», comenta Scott Foundas, de Variety. «Su aparentemente simple premisa oculta una satisfactoria demostración del distintivo talento de los Dardenne», añade en su crítica Eric Kohn para Indiewire. The Film Stage, a través de Peter Labuza, destaca «la inmensa labor de Cotillard», dentro en un filme «profundo y sensible».

    La prensa hispanoamericana, en líneas generales, se muestra muy positiva.





    Feelmakers

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    "Sueñen. Vean cine."

    Críticas

    Festivales

    • El cine de Olivier Assayas. Una mirada a su filmografía

      Por Ignacio Navarro / «Todo lo que se necesita para hacer una película es una mujer y una pistola. Esta frase un tanto discutible (por lo sexista) la pronunció Jean-Luc Godard, nada menos que el estandarte de esa corriente tan identificable del cine como fue la Nouvelle Vague...».
    • Las 10 mejores películas de Luis Buñuel

      Por Alberto Sáez Villarino. «A pesar de lo que pudiéramos imaginar, movidos por la falta de preocupación de unos medios de comunicación con cierta tendencia a la holgazanería a la hora de catalogar los estilos y movimientos artísticos, el período surrealista de Buñuel fue considerablemente breve. En realidad, sólo dos películas entran dentro de los esquemas político-estéticos propuestos por André Breton: Un perro andaluz y La edad de oro...».
    • Monstruos que huyen, monstruos que persiguen, monstruos que observan: M, el vampiro de Düsseldorf

      Por Elisenda N. Frisach. «Fue a mediados del siglo pasado, cuando Europa se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial mientras se encaminaba a una tercera contienda de alcance planetario –aunque esta vez marcada por un equilibrio del terror conocido como «Guerra Fría»–, que el historiador francés Daniel Halévy publicó su libro Ensayo sobre la aceleración de la historia (1948), donde, entre otras cosas, determinaba el espíritu de nuestra época; un zeitgeist marcado por la constante transitoriedad tecnológica y científica...».

    Classics

    [12][Trailers][slider3top]